INTENTARON INCENDIAR IGLESIA DE SECTOR LOS LAGOS EN ANGOL

(04-03-2014)Afectado solicita mayor seguridad y aumento de presencia policial.
     Héctor German Pereira Cea tiene en el interior de su casa habitación una pequeña pero acogedora iglesia y la madrugada del domingo 2 de marzo fue víctima de un incendio  ya que según nos señaló, todo fue porque tenía leña y tablas secas afuera de su inmueble, argumentando que desconocidos le prendieron fuego.

    El hecho ocurrió cuando eran las 03:00 horas y de no ser por el pronto actuar de bomberos pudo haberse convertido en una tragedia mayor y según indicó el afectado, las llamas fueron apagadas rápidamente gracias a un joven vecino a su domicilio quien habría salido a fumar y se habría percatado de la humareda, llamando al 132 inmediatamente.

    A esa hora el propietario del inmueble permanecía durmiendo y fue alertado de lo que ocurría, asumiendo un gran susto por la presencia de las llamas, aludiendo que uno de sus vecinos no encontró nada mejor que encararlo e inculparlo del hecho.

    “Los bomberos me pidieron un informe y les dije después yo a carabineros que les quería hacer un reclamo y me preguntaron… ¿de qué será?, entonces les dije que por favor recorrieran la esquina  a las 11, las 12 de la noche o a las tres, las cuatro de la mañana cuando se ponen a tomar y a gritar insolencias y a tirar piedras arriba de la casa”, argumentó.


LETRERO
    Añadió el afectado que tenía un letrero para su vehículo porque necesita venderlo y el viernes 28 de febrero simplemente desapareció dicho aviso.
“Yo vivo aquí desde que se creó esta población, desde hace 22 años y la iglesia la tengo desde hace seis años”, explicó.




ALCALDE
    Pereira destacó que acudirá este lunes 3 de marzo a solicitar ayuda en el municipio local, entrevistándose con el alcalde Obdulio Valdebenito.
“Ojala me ayuden con tres plantas de tres metros y una de dos metros porque las planchas están quemadas”, comentó.




FELIGRESES
    Para el encuentro con Dios otorga su casa el pastor, donde llegan los feligreses para ser parte de la pequeña pero acogedora iglesia.
     Hasta el lugar acuden más de 30 personas como en todas las iglesias y por tal razón, el pastor tiene claro que se trata de un lugar de bastante tráfico, tanto por parte de quienes proceden desde Los Sauces, Purén y Collipulli.
     A Pereira le cambio la vida cuando la calle que accede a su inmueble fue pavimentada y ya lleva bastante tiempo trabajando para Dios y anteriormente trabajo en la agricultura, pero hoy solo desea lo mismo que la mayoría de los angolinos, vivir tranquilo.
 Por: José Hernández
Compartir en Google Plus

    Comentar
    Comentar con Facebook